¿Por qué las cosas dejan de funcionar aunque las cuides?

Antes me frustaba cuando al poco tiempo de haber comprado un producto dejaba de funcionar. Pensaba, ¡si lo he cuidado mucho!, ¿Cómo es posible?. Ahora se la respuesta. Existe un convenio a nivel mundial que establece el tiempo que deben durar los productos que compras. Si tu lavadora, jersey o coche duraran de por vida, no habría consumo y en el mundo capitalista que vivimos, el sistema se iría al traste. ¿No has pensado alguna vez que con los numerosos avances a todos lo niveles que se han producido desde la época de nuestros abuelos, ya tendrían que haber descubierto la manera de cómo hacer que una nevera funcionara de por vida? Pero no interesa. Te pongo un ejemplo. Existe una bombilla que se encendió en 1901, y que desde entonces luce a la perfección. Si quieres verla, haz clic aquí. Ahora, están fabricadas para que duren un número concreto de horas. Así, cada poco tiempo irás al supermercado a comprarlas. No importa que cuides más o menos tu impresora, ésta incorpora un chip que cuando haces un número determinado de copias deja de funcionar. La primera vez que ví este documental fue hace 4 años, en mi máster de televisión, en una clase sobre cómo hacer un buen trabajo de investigación, con un buen contenido. Desde entonces, ya nunca volví a frustarme. No compro ni lo más caro, ni lo más barato, compro lo que se adecúa a mis necesidades. ¿Qué más da?, al final todo tiene fecha de caducidad. Bienvenidos a la obsolescencia programada.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s